Cuba autoriza viajes en cruceros y yates tras protesta de cubanos

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

Cuba anunció este viernes nuevas disposiciones migratorias para sus ciudadanos, referentes a la entrada y salida del país por vía marítima. Según la nueva disposición, a partir del 26 de abril los cubanos, con independencia de su condición migratoria, podrán enrolarse como pasajeros y tripulantes en buques mercantes y cruceros para entrar y salir del territorio nacional.

El texto precisa que para acceder como tripulantes, los cubanos residentes en el país deberán hacer los trámites correspondientes a través de las instituciones empleadoras establecidas. Por lo que la libre contratación sigue siendo ilegal y el gobierno se quedará con el 92% del salario de los trabajadores. Este cambio está incluído en la propuesta de un grupo de cubanos que se ha reunido en el Foro por los Derechos y las Libertades para ofrecer una alternativa de gobierno en la isla.

Con respecto a los viajes en embarcaciones de recreo (yates), puntualiza que se decidió autorizarlos, también con independencia de la condición migratoria de los ciudadanos. La puesta en práctica de este particular, será anunciada oportunamente, una vez estén creadas las condiciones (de control).

Las modalidades de viaje aprobadas para los cubanos no los eximen del requisito de visado del país o países que planeen visitar.

El anuncio de las nuevas medidas ocurre un mes después de que empresas de la isla firmasen contratos con la compañía estadounidense de cruceros Carnival, para iniciar operaciones y una semana después de la protesta de cubanos en en las redes sociales y frente a la sede de Carnival por negarse a vender pasajes para cumplir con la ley cubana. Lo que demuestra el poder ciudadano para combatir leyes injustas y cambiarlas con protestas pacíficas.




En este contexto actual de las relaciones bilaterales, sostiene la nota de Granma, se han sostenido intercambios entre autoridades de los dos países para abordar temas relacionados con la aplicación y cumplimiento de la ley, el terrorismo, la seguridad de la navegación marítima y el tráfico de personas.

Igualmente, ha sido tratado lo referente a los viajes y el comercio, y otros temas relacionados con la seguridad nacional de Cuba y Estados Unidos.

“En este sentido será importante avanzar en la concertación y funcionamiento de mecanismos de cooperación bilateral en estas esferas, para prevenir y enfrentar la realización de acciones terroristas contra la isla.” Y con acciones terroristas se refieren tanto a actos similares a los perpetrados por el movimiento 26 de julio hace 60 años; como a protestas pacíficas o actividades cívicas que resulten en el entendimiento de los cubanos del funcionamiento de la democracia, la política, la economía, los derechos humanos y cualqueir cosa que pueda sacar al partido comunista del poder.

Las restricciones existentes fueron puestas en vigor en los años 60 para evitar que, hechos como el desembarco del yate Granma se repitieran en el futuro. Al parecer las autoridades ya tienen todas las cosats controladas o no le ha quedado mas remedio, ante la protesta de cubanos por la prohibición arbitraria de viajar y trabajar en barcos.

Liu Santiesteban

Comentarios