Cumple un mes el bebé que nació en la selva del Darién y continúa en pésimas condiciones


Darién, el bebé que nació en la peligrosa selva panameña que le da nombre, cumplió un mes de vida este martes y todavía continúa en campamentos sin condiciones para vivir.

El niño nació el 14 de abril cuando sus padres cubanos atravesaban los densos bosques del Darién -donde han muerto cientos de migrantes- con el propósito de llegar a Estados Unidos.

La abuela del bebé, Yaneisy Santana, ha enviado a Radio Televisión Martí un video que muestra al pequeño y su hermano durmiendo en una casa de campaña montada sobre la tierra, en el campamento Peñitas, mientras la mamá de Darién habla con la prensa.
“No hay condiciones. No deja de llover y las casas de campaña se mojan. Aquí no hay condiciones para un bebé y no acaban de sacarnos de aquí”, expresó la mujer en un mensaje al medio citado.

El gobierno de Panamá creó el campamento Peñitas en 2016 para los migrantes que entraban al país por el territorio de la selva de modo ilegal.

Santana agregó que ni siquiera cuentan con suficiente agua potable en el sitio. Dijo que muchos tienen problemas estomacales de manera constante.

“El agua potable no alcanza y los problemas gastrointestinales son algo habitual, brotes diarreicos afectan a esta población”, reveló.

Mas información en CiberCuba

Comentarios