El ‘Grupo de Hialeah’ a la conquista de Miami tras la expulsión del alcalde

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someonePrint this page

La expulsión el martes del alcalde del condado Miami-Dade, Carlos Álvarez, por la aplastante mayoría de los electores, 88%, puede no traer necesariamente un poco de alivio a los empobrecidos habitantes de la mayor área metropolitana de la ciudad.
Álvarez fue sacado de la alcaldía cuando la ira popular se concentró en su persona, tras la aprobación hace cinco meses de un férreo presupuesto municipal. El plan, acabó con muchos de los servicios sociales, redujo considerablemente las ayudas populares y decretó un aumento considerable en los impuestos a la propiedad, lo cual afectó a la aplastante mayoría de los residentes de bajos recursos.
El miércoles, un desconocido Álvarez – tembloroso, llorón, emocional y, por veces, inseguro – lo dejó entrever en una conferencia de prensa, donde admitió lo obvio, que lo habían sacado de la alcaldía de modo humillante, por 88% de los votos. “Sólo quise mejorar la calidad de vida de la gente, pero tuve la mala suerte de ser alcalde en un área metropolitana en tiempos de crisis”, dijo Álvarez. Pero, “el próximo alcalde va a tener que lidiar con un presupuesto así”, agregó.

Rui Ferreira enb su Blog Herejías y Caipirinhas.

Comentarios