La carne de cerdo se dispara y llega a los 70 pesos la libra.

La libra de Carne de cerdo en Cuba acaba de alcanzar el desorbitado precio de 70 pesos cuando el salario mínimo es de 148 pesos.

Uno de los indicadores más evidentes de la crisis hacia la que camina la economía cubana es el precio de la carne.

No hay pollo suficiente para satisfacer la demanda y tampoco hay salchichas, dos alimentos base en la alimentación de los cubanos tras 60 años de “revolución”.

A estas alturas los campesinos tienen prohibido importar de otros países lo mismo pienso que herramientas o tractores.

Sólo el partido comunista está autorizado a eso. Por tanto cuando el partido no tiene pienso para vender a los campesinos los puercos mueren o nacen por debajo del peso.

La producción se ha reducido de este modo en casi 60,000 toneladas en lo que va de año según CubaDebate.

Brazil y Argentina han dejado de venderle al partido comunista el pienso probablemente por la falta de pagos.

Un campesino depende del estado para alimentar a la mayoría de sus cerdos.

No puede comprar pienso en Panamá y traerlo a la isla ni comprárselo a los campesinos americanos que lo producen, a pesar de que el embargo lo permite.

Todos eso está prohibido por el estado cubano dirigido por el PCC.

Así mismo en vez de dar incentivos para aumentar la producción de cerdos o aves o lo que sea, el estado ha comenzado el año con un nuevo impuesto.

Entre el 10% y el 45% de impuesto adicional sobre las ganancias personales tendrán que pagar los campesinos cubanos. Una medida que ha subido los precios de inmediato.

Cuba es un país pobre que no produce prácticamente nada pero cobra unos impuestos a sus ciudadanos como si fuera un país desarrollado.

Esas cifras de impuestos pueden verse en potencias mundiales como Estados Unidos o Canadá.

Sin embargo en esos países hay Libertad para importar y exportar lo que se produzca y también hay Libertad para poner precios y vender a quien uno quiera y no solo o principalmente al estado.

En Cuba el 75% del presupuesto del estado viene de los impuestos de los ciudadanos pues las empresas estatales que deberían producir ese dinero están en quiebra. Y gastan mucho más de lo que producen.

¿Aguantará el cubano otro período especial de miseria extrema o se lanzará a las calles en un nuevo maleconazo?

Comentarios